Al salir del metro te tropiezas con un maletín, adentro encuentras varios tubos de ensayo sellados con un tapón de corcho que contienen polvo, ceniza y pequeñas piezas de grava y cemento. Los frascos están etiquetados con lugares y fechas como: “Chicago, 7.17.44?”, “Halifax 7/6/17” y “Guernica 7/17/36”. Las etiquetas se extienden hasta diez años atrás. Una búsqueda rápida en el smartphone revela que las fechas y los lugares apuntan a siniestros y tragedias de una escala enorme: incendios, terremotos, disturbios. Algunos días después recibes un paquete sin remitente.

Es un frasco vacío, la etiqueta dice: “Nueva York 11/9/01”.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s